ir arriba

miércoles, septiembre 02, 2009

Felix Herrero Valverde

Félix Herrero Valverde (1771-1858)

Eclesiástico, obispo


Nace en Fuenlabrada (Madrid) el 20 de noviembre de 1771.
Poco sabemos de él con anterioridad a 1820 en que siendo canónigo doctoral de la catedral oriolana, es nombrado Gobernador de la Mitra,   en sustitución del obispo Simón López y García, desterrado durante la etapa constitucional conocida como trienio liberal que va de marzo de 1820 a octubre de 1823.
Su nombramiento al frente de la diócesis dió lugar a un conflicto de intereses políticos-religiosos entre los constitucionalistas y los absolutistas, ya que los primeros consideraban a D. Félix Herrero como un destacado oponente a las tesis liberales que promulgaban el acatamiento a la Constitución de 1812. 
Acabado el trienio liberal y tras el  nombramiento de su antecesor como arzobispo de Valencia, Félix Herrero es designado como obispo de Orihuela en el mes de junio de 1824, confirmado para el puesto el 28 de septiembre de 1824 y consagrado en Valencia el 8 de diciembre del mismo año.

En 1825 consigue el patrocinio del infante D. Carlos María Isidro de Borbón y su esposa, para la fundación y construcción del Real Monasterio de la Visitación de Santa María (las Salesas), uno de los edificios más destacados de Orihuela.
El personaje fue figura destacada en la catástrofe del terremoto de 1829 que afectó a numerosas poblaciones del Bajo Segura, recorriendo las zonas afectadas, disponiendo medios de la diócesis en auxilio de los damnificados y encabezando la solicitud de ayuda y posterior aministración de los recursos, en las compensaciónes y tareas de reconstrucción realizadas.
Es autor de una Carta Pastoral o guía de Ejercicios Espirituales, que tuvo una gran aceptación y sirvió de orientación religiosa durante largo tiempo.
Muerto Fernando VII, que designa a su hija Isabel II como heredera, el obispo Herrero Valverde toma partido, junto con los obispos de León y de Mondoñedo por la causa carlista que apoya como sucesor a D. Carlos María Isidro de Borbón, lo que le vale la expulsión de España en 1835, a la que regresará desde Italia en 1847, tras jurar obediencia a la reina y acatar la Constitución.

Falleció a la edad de 85 años, el 29 de marzo de 1858 y recibió sepultura en el monasterio de las religiosas Salesas de Orihuela.




No hay comentarios: